FOLKLORE

8 01 2010

Un tema interesante cuando de versiones de canciones se habla es el de la autoría; no siempre es fácil identificar al creador de una canción. Por ejemplo, aunque la mayoría de las canciones de los Beatles están firmadas por Lennon-McCartney, parece claro que en algunas de estas canciones el mérito se lo debemos solo a uno de ellos. En otras ocasiones tiene tanto mérito o más la versión que la composición, por ejemplo desde que Dylan escuchó la versión de Jimi Hendrix de All Along the Watchtower dijo que a partir de ese momento la iba a tocar como Hendrix. Y también pasa a veces que simplemente no se conoce al autor de la canción original y la versión se hace sobre cánticos populares o folklóricos que han permanecido en la memoria colectiva de una comunidad desde hace ni se sabe cuánto.
Por ejemplo de la rivalidad irlandesa-inglesa del siglo XVII salió una canción, Whiskey in the Jar, que no fue grabada hasta ya el siglo XX, pero que había permanecido desde entonces sin casi variaciones. Quién iba a decir que se iba a convertir en una de las canciones más emblemáticas de un grupo masivo como Metallica. Además músicos irlandeses como Thin Lizzy y varios cantantes folk la han venido grabando con gran éxito desde los años 50.

Otro ejemplo de canción folklórica es Scarborough Fair. En plena Edad Media (siglo XII) había una feria en la localidad de Scaborough, Inglaterra, cuyo mercado tuvo una enorme importancia en el comercio de la época. Mucha gente se desplazaba hasta aquel lugar y a alguien se ocurrió escribir Scarborough Fair, una bonita y evocativa canción que ochocientos años después ha sido versionada por varios artistas. Especialmente memorable es la versión de Simon & Garfunkel incluida en la banda sonora de El Graduado. Además la canción de Bob Dylan Girl from the North Country está claramente inspirada en este cántico.

Y no podemos olvidarnos de House of the Rising Sun. Esta canción comúnmente atribuida a la mítica banda de Eric Burdon, The Animals, fue el segundo número uno de la British Invasion de los 60 en los Estados Unidos, solo precedida por I Want to Hold your Hand de los Beatles. No obstante había sido antes interpretada por Joan Baez y Bob Dylan, pero tampoco fue escrita por ninguno de ellos. La primera grabación de esta canción data de 1.933 y fue realizada por Clarence Ashley, a quien se la había enseñado su abuelo. Lo cierto es que no se sabe el origen de esta canción. Algunos lo sitúan en el siglo XVI en un burdel del Soho, Londres. Siglos después los inmigrantes ingleses en América la habrían adaptado a Nueva Orleans.

Francisco Javier Soriano Morancho

Anuncios




Yesterday

9 11 2009

¿Quién no los ha escuchado?  No creo que haya alguien en el mundo que no haya tarareado alguna vez “Yellow Submarine”, que no se haya emocionado con “Hey Jude” , que se haya preguntado que significan las iniciales de Lucy In The Sky With Diamonds o que simplemente haya querido hacerse una foto como ellos en Abbey Road (en su defecto en cualquier paso de zebra)
Hoy me centraré en una de sus canciones más versionadas “Yesterday” incluída en el album de Help.  La canción fue escrita y compuesta por Paul McCartney, pero firmada como siempre por Lennon-McCArntney, en 1964. Junto a “Blackbird” y “Her Majesty” son las tres únicas canciones en las que sólo canta un miembro del grupo. La historia de cómo se hizo la canción o de cómo se le ocurrió la idea a Paul McCartney es muy curiosa. Paul soñó la canción y en cuanto se despertó fue corriendo a tocarla en el piano para no olvidarla. Al resultarle tan raro haber soñado esto, se preguntó si no la habría plagiado o si no se habría inspirado en alguna canción que ya existía, pero no, Yesterday era una creación propia y podía seguir adelante con ella. En un principio y mientras encontraba un buen título la canción se llamó “Scrambled Eggs”. Fue finalmente después de la grabación de Help y de cercionarse de que nadie reclamaba su canción (soñada) que terminó por llamarla Yesterday en Junio de 1965.  Lennon afirmó que le dio mucha pena que McCartney encontrará el título y la terminará porque habían pasado muy buenos momentos intentando encontrar un buen título y riéndose a su costa.

Más de 3000 versiones en todo el mundo, además de ser una de las canciones más emitidas en las radios mundiales ha llevado a que grandes artistas hayan hecho una versión, aunque siempre incluyendo su propio toque.
Bob Dylan, Frank Sinatra, Elvis Presley, Ray Charles son (quitando la original) unas de las que más me gustan.

Lee el resto de esta entrada »